Ladrones de Darth Vaders (nuestros nuevos mejores amigos)

Robar y hacer el bien

El ladrón, la ladrona, se lo currará para quitarte a Darth Vader de al lado… y lo conseguirá

Tendemos a agrupar como mejores amigos a los que se desviven por nosotros cada día. Nosotros los queremos tanto como ellos a nosotros. Nos cuidamos mutuamente, compartimos lo mejor y lo peor de nuestras existencias. A su lado, lo bueno es más maravilloso y lo malo, más llevadero. Hasta aquí todos de acuerdo, ¿verdad?

Resulta más complicado apreciar la ayuda que nos regalan desinteresadamente otras personas que pasan por nuestras vidas. A menudo acabamos insultándolas o incluso regalándoles motes que no siempre hacen justicia a los enormes favores que llegan a hacernos. Hablo de los ladrones de Darth Vaders. En mi caso, solo he sufrido a ladronas porque soy mujer hetero, pero cada cual habrá vivido lo suyo.

En un primer momento puedes pensar que es una mala persona que vienen a “robarte” a ese ser que nunca fue tuyo pero que tú tal vez has pretendido poseer. Viene a separarte con cualquier estrategia de ÉL, pobre, que no se da cuenta de que esa lagarta lo está engatusando. Visto desde el exterior, resulta hasta gracioso. Sé que cuando lo estás viviendo no es así y por eso me callo…

En fin, que odiar es muy malo. Los malos sentimientos se enquistan y te hacen sentir mal. Hay que querer. Sentir en positivo es fantástico. Ayuda a sonreír y la sonrisa ayuda a generar más serotonina y la serotonina nos pone contentos. ¡Y ahora me preguntas que cómo NO vas a odiar a esa mala persona! La pregunta es por qué vas a odiar a alguien que te está haciendo tanto bien.

Está claro que ÉL se ha dejado engatusar. Está claro que, si esto ha pasado, las cosas entre vosotros tampoco estaban muy bien últimamente. Está claro que, si ÉL te ha estado engañando con esa pobre diabla, tampoco era tan buena persona como creías y esto solo lo has llegado a saber gracias a ella, la ladrona de tu Darth Vader. Es un poco como Robin Hood: él buscaba equilibrios de karma económicos, más rollo capitalista; robaba al rico y se lo entregaba al pobre. Tu ladrona actúa en modo romántico: te quita a ti lo malo y ¡SE LO QUEDA ELLA! ¡Ni siquiera trata de endilgarle el “muerto” a otro! Seguro que ninguno de tus amigos de toda la vida ha hecho semejante sacrificio por ti… ¡y sin pedirte nada a cambio! Te ha quitado de al lado al pozo de oscuridad que te estaba robando la sonrisa, que te estaba dejando sin tu luz… ¡y tú aún pretendías odiarla!

Por eso, desde ahora, la mirarás con otros ojos: ella será tu nueva mejor amiga. Este cambio puedes llevarlo en tu interior o puedes compartirlo con el mundo. Lo ideal, lo que de verdad la dejaría a ella ojiplática y a ti más crecida que la masa con levadura, es que te acercaras a ella y se lo agradecieras en persona. Una enorme sonrisa, dos besos y un abrazo, mientras le estampas un: “Gracias por librarme de semejante elemento. Desde que todo esto ha pasado vivo mejor. Espero que puedas confiar en él en algún momento, ya que a ti te dejó claro desde el principio lo sencillo que le resulta engañar a las personas a las que dice querer. Eres muy valiente por atreverte con todo esto. Te admiro por ello.”

La victoria está siempre en manos de quien la quiera. 😉

Anuncios

12 comentarios en “Ladrones de Darth Vaders (nuestros nuevos mejores amigos)

  1. Hombre, amiga amiga…. Relativicemos… que porque te haya hecho un favor, tampoco le vamos a abrir los brazos de par en par y regalarle un trocito de nuestra “patata”.
    Dos apuntes, muy facilitos:
    El primero: lo de que odiar es malo, de manera general, pues sí. Ahora, en muchas ocasiones, odiar es muy bueno. Y digo bueno hasta límites insospechados. Porque funciona como defensa. Viertes tus energías negativas en otro por puro afán de supervivencia acabas empezando a remontar gracias en parte a ese exceso de energía concentrada. Ahora bien, una cosa es “odiar” y otra cosa es “hacer cosas por odio”. Yo hablo de odiar de manera plátonica.
    El segundo: Tener claro a quien odiar. Yo tengo claro que siempre lo odiaré a él. A ese ser oscuro. Ahora bien, y siendo justos, en ese momento, la ira concentrada es de tal calibre que hay para dar y repartir. Justa o injustamente. Pero en ese momento no es mi problema. Quién sea culpable (o más culpable) o quién sea inocente (o más inocente) deja de tener la más mínima importancia.
    A ese tipo de seres es mejor tenerlos lejos. Cuanto más, mejor. Pero las cosas se complican cuando esos bichos, esas “polillas” deciden intentar una y otra vez, cueste lo que cueste, acercarse a la luz. Y merodean el foco de claridad como aves carroñeras.
    “Te quiero cerca, te necesito como amigo/a, no quiero perderte, necesito tenerte a mi lado…”. A ver, señores, que una vez te llevaste un “oscurito”, pero ¿quién me dice a mí que la siguiente vez no te quieres llevar un riñón?
    Que les vaya bien, que tengan una relación duradera… tan cansina y absorbente, tan oscura y autodestructiva, que no les permita ser felices en la vida. Porque nadie que haya engañado, mentido, inventado y aprovechado la debilidad de alguien en su propio “beneficio” se merece nada mejor.
    También sirve con deseárselo una vez. Con una es suficiente. Hay cosas mucho más maravillosas en las que invertir el tiempo.
    Si el karma funciona como debería, acabarán en el agujero que se merecen. Yo no pienso quedarme sentada para verlo.

    • Gracias por el comentario, porque veo que no se ha entendido el post del todo bien: Hablo de que es tu nueva amiga, de manera “platónica”, como tú dices. No de que te vayas de copas con ella y la consueles en sus problemas con el anteriormente como TU-Darth y actualmente llamado SU-Darth. Es lo que podía faltar. Por supuesto que hay que mantenerla lejos… una muy-mejor-amiga en la distancia, una amistad platónica, un “quererte (de) lejos”… pero insisto en que el odio genera más odio, no vacía de lo malo.
      La vida equilibra por sí misma las energías. Antes se decía “Dios los da y ellos se juntan”.
      Yo ahora diría: “en el premio se lleva el castigo”. No hay más. #esoesasí

  2. Pingback: El Fenómeno Fan | Elige Tu Propia Aventura (in life)

  3. Pingback: NOCIVAS. Sandro Giacobbe. Jardín Prohibido. | Elige Tu Propia Aventura (in life)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s