Positivas. Alejandro Sanz. Mi Marciana.

Alejandro Sanz – Mi Marciana

Se lo venía debiendo a Alejandro Sanz. De verdad que no tengo nada en contra de él y hoy quedará demostrado. Es solo que él solito se buscó mi enfado en forma de entrada en el blog… por injusto y por chulito temporal.

Pero parece que ahora se ha enamorado de verdad… parece que siente algo parecido al amor, porque se le ve inspirado… como poco, despojado de su pedestal y de su escudo. Y eso nos gusta. Así como te digo una cosa, te digo la otra, Alejandro Sanz. Gracias por “Mi Marciana”, que ha entrado de cabeza en nuestra lista de positivas.

Veamos qué nos cuentas:

Te juro que es verte la cara y mi alma se enciende. 

Y sacas al sol las pestañas y el mundo florece. 
Dejas caer caminando un pañuelo
 y mi mano sin mí lo recoge. 
Tienes la risa más fresca
 de todas las fuentes. 

Cada vez que te veo, siento algo muy fuerte. Un solo pestañeo tuyo me alegra el día. Haré solícito lo que necesites, da igual lo que requiera de mí.

Eres el timbre del nido de mis gorriones. 
Hueles a hierba y me sabes a tinta y borrones.
 
Eres el rayo de mayo, mis letras, tus cremas
 cantando en el coche. 

Alusiones de amor, la primavera, los pajarillos, mis cosas (mis letras) las tuyas (tus cremas)… Me encanta la escena de ir cantando juntos en el coche, divertidos… Gracias, Alejandro Sanz, es uno de esos momentos que querré compartir con ÉL, cuando encuentre a mi hombre verdadero.


Cuando juntamos las sillas me siento tan torpe.
 

He dejado esta frase aparte porque me parece digna de mención. ¡Alejandro Sanz también trae sandías! :O Nos has conquistado, querido Alejandro Sanz.

Me tienes guardados abrazos que abarcan ciudades. 

Tienes un beso de arroz y de leche en el valle. 
Tus gestos me transmiten que me quieres un montón.

Y dices que vienes de Marte y vas a regresar, vamos, que te irás. 
Tus palabras dicen que “estás de paso”.

Pero es que a veces, tan solo a veces, lo que está siendo es lo que parece. 
A veces parece que te hayas marchado ya.
 
Pero yo me quedo con el presente, que es lo que importa.

Mi hembra, mi dama valiente se peina la trenza como las sirenas y rema en la arena, si quiere. 
Ay mi hembra, tus labios de menta
 te quedan mejor con los míos si ruedan… mejor tu sonrisa si muerde. 
Ay mi hembra.
 
Me gustas un montón.

Te acuerdas de cuando empezaron los amaneceres. 
Siento que la madrugada nos hizo más fuertes 
y luego la charla tranquila entre gotas las migas hicieron su parte. 
Igual Alejandro Sanz nos puede hacer otra “traducción” más fidedigna, pero yo lo veo como algo parecido a que se pasaron horas al principio dedicados el uno al otro… y la importancia de las pequeñas cosas.

Luego se juntan las sillas, las voces se duermen. 
Me da la sensación de que Alejandro Sanz emplea el término “juntar las sillas” como “asentar la relación”, en el sentido que sea: irse a vivir juntos, oficializarla, empezar a salir, casarse, ser pareja… y cuando eso pasa, en algún momento dejas de hablar tanto como antes… y llegan las dudas.

Y siento las lagrimas caen pero no tienen nombre. 
Y creo que tu confusión te la quito en un baile.
 
En eso consiste la libertad
 
en no renunciar a entregarte más.
 
Tú a mí me gustas tal como eres
 
si a ti te pasa lo mismo y quieres
 
nos vamos pa’lante y llegamos hasta el final.
 
Aquí está la esencia de esta canción, lo que nos ha conquistado a muerte, la esencia del hombre verdadero y de la mujer verdadera. “Su hembra” está viviendo un momento de confusión porque es humana, pero él no duda, sabe que, con hechos le ha demostrado todo lo que hay de verdad, sentimientos verdaderos, que por mucho que diga que duda, demuestra estar segura de que lo quiere y por eso él ha descubierto que la verdadera libertad en pareja es no jugar a las estrategias “no renunciar a entregarte más”, no tener que hacerte de rogar o hacer el teatro de que te pierden, para que te valoren. El amor de verdad funciona desde el “tú a mí me gustas tal como eres, si a ti te pasa lo mismo y quieres, nos vamos p’adelante y llegamos hasta el final”. Tan simple como eso, sin conflictos internos, sin miedo al #parasiempre… dure lo que dure.

Anuncios

Un comentario en “Positivas. Alejandro Sanz. Mi Marciana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s