El Macho Beta

Si definimos al macho alfa, tendremos que definir también al macho beta, porque seguro que también saldrá en conversación.

El macho beta es el “quiero y no puedo” del macho alfa… o, mejor, es precisamente su contrario.

El macho beta también puede ser un macho alfa venido a menos… Quiero decir que, mientras dura el proceso de conquista, todos parecen ser alfa y por eso nos dejamos liar… pero, una vez conquistadas, se crecen, se hinchen de orgullo y se olvidan de que el proceso continúa…

A veces, incluso la culpa es nuestra, que nos dejamos llevar… les damos a ellos total libertad de decisión y al final ellos se cansan de estar todo el día maquinando y nosotras, de ser sus obedientes esclavas (hablo de esa especie de modo candy-candy que nos lleva a decir “vamos donde tú quieras”, “cuando quieras”, “si tú quieres”…)… así que ojito con estos procesos velados… La clave, hombres y mujeres, está en resultar siempre impredecible para el otro… Que no falte la frase “Nunca dejas de sorprenderme”.

Cuando hablábamos del hombre verdadero, un modelo que a algunos os ha parecido idílico, pero del cual conocemos a unos cuantos ejemplares (enamorados de mujeres verdaderas, por supuesto), dejábamos claro que “no cae en el conformismo, que trata de superarse día a día”. Bien, pues el macho beta es conformista hasta el punto de que la rutina es su modo de vida. Si no tienes como objetivo mejorar día a día en todo lo posible, eres un macho beta… (¡pst!, que también tenemos hembras beta, así que ya sabes…).

El sambenito de la rutina se suele descargar con furia sobre la parte masculina de la pareja, pero también es cierto que muchas chicas dejan de cuidarse tanto como al principio, el ejercicio diario que practicaban antes de conocerlo pasa a ser unos saltitos de fin de semana y la alimentación sana habitual se convierte en “preparamos este plato hipercalórico y nos comemos la mitad cada uno”… sólo por citar los ejemplos más habituales. Tal vez las chicas pongamos más interés en idear planes juntos y buscar contenidos originales para cada velada, pero el descuido llega igual, vestido de otro modo.

Macho beta tiende a copiar “estilazzzo”, porque suelen carecer de una gran personalidad propia. Por eso a veces vemos cierta falta de sintonía entre el aspecto y el tipo en cuestión… o incluso dentro del mismo look, que puede consistir en un top absolutamente rancio (jersey primera marca, color beige), combinado con pantacas modernos de colores (de neo-sentadista 15M). Se trata de un intento de plagio mal aplicado, que desde luego no responde a ningún tipo de personalidad (por suerte, porque la esquizofrenia de semejante ser humano podría ser aguda).

Macho beta presenta múltiples versiones, por eso iremos viéndolas una a una, con calma, poco a poco, para poder interiorizarlas a gusto:

Macho beta versión AMIGO (o Pagafantas)

Macho beta versión Triunfito

     – Macho beta versión Triunfito Poligonero (o Jersey Shore)

     – Macho beta versión Triunfito Yupi

Otras variantes de macho beta:

– Cuerno de Caracol

– Darth Vader o Christian Grey

– El Agujero Negro o Tragaluz

– El Cazador

> El Agricultor

> El Cazador Deportivo

> El Coleccionista de Muescas

> El Homme Fatal 

> El Microondas 

> El Vampiro

– El Charcutero (o Tronista)

El Guadiana

– El Hombre Malabar

Anuncios

7 comentarios en “El Macho Beta

  1. Pingback: Ella vs Compares | Life's Dream Theater

  2. En mi opinión, si que es cierto que existen tres tipos de hombres, que sin duda, acaban triunfando entre las féminas.

    El primero el “Macho Alfa”. Este tipo de macho posee un cuerpo cultivado, tatuajes sin sentido alguno y una barba y sonrisa permanente. La mujer cae rendida a sus pies. El “Alfa” le viene por lo siguiente:
    Cuando él llega a casa, cansado de tanto gym y cañas con amigos, se sienta en el sofá y desde allí le dice a su hembra: cariño, alfavor de traerme una cervecita que me la tomaré mientras me preparas la cena.

    El segundo, el “Macho Beta”. Este ejemplar triunfa un poco más en las hembras consideradas “chonis” de poligono. Es como el anterior pero mucho mas bruto y primitivo. Éste, pide la cerveza de igual manera pero con la diferencia de que tiene que estar allí porque por descuido (se rompió el preservativo), la dejo preñada y ahora le toca responder. Este diría algo asi como: “iñaa, traeme una birra anda, y Beta a la mierda….

    El tercero, el “Macho Gamma”: En apariencia igual a los anteriores, lo que le pasa a este es que después de dejar preñada a su hembra poligonera, no acepta que ya tiene más de 35 años y sigue viviendo del cuento, con lo que se pasa el día en el psicologo de barra, diciendo: gammarero, ponme otra cañita hijo…

    Así que como ves, muchas hembras tienen al macho que se merecen.

    • Simplemente genial. Si tuvieras un blog, ahora mismo estaría haciéndome seguidora, querido “un masculino, que no macho”. Así que, según tú, si es macho, es negativo. Separas entre “machos” y “masculinos”, grupo en el que te incluyes. Nos encantaría leer una descripción de “lo masculino”.

  3. Pingback: El esguinzador de cerebros | Elige Tu Propia Aventura (in life)

  4. Pingback: La Relación “Downton Abbey” | Elige Tu Propia Aventura (in life)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s